Jorge Ramos Insists on Calling for Gun Control

With the horrific shooting in El Paso,Texas as his backdrop, Univision anchor Jorge Ramos renews an all-too-familiar call for action on gun control.

Watch as Ramos closed the most recent edition of Univision’s Sunday political affairs show Al Punto with what has become a trademark call for gun control legislation:

 

 

JORGE RAMOS, SENIOR ANCHOR, UNIVISION: So this is what you do if, unfortunately, you find yourself in the midst of a shooting. But this is the political issue: 

When you add the presence of firearms, and there are more guns than people in the United States, and this is added to racism, what can we expect? Can we have hope? The reality is that so long as politicians (do nothing to) change gun control laws in the United States we will very soon, unfortunately but very soon have another massacre.  

We thought that things would change after Sandy Hook..they didn’t. After Columbine, they didn’t change either, they didn’t change after Parkland, and many of us fear that nothing, absolutely nothing will change after El Paso. 

The timing of Ramos’ editorial is interesting in that it comes right after a segment on what to do in the event of a shooting, which closed with heightened emphasis on fighting for one’s own life. Of course, Ramos then jumps in and calls for disarming those who would defend themselves and their loved ones. This trope is repeated in Ramos’ opinion column for The New York Times, bleakly titled El Paso Was a Massacre Foretold:

The most racist Americans who are set on killing minorities are aided by the fact that they can easily obtain assault weapons in this country. I’ve lost count of all the massacres I’ve covered as a journalist. After each shooting — Columbine, Sandy Hook, Las Vegas, Parkland — I thought we might have reached the limit of Americans’ tolerance for such horror. But it wasn’t so. I fear that the killings in El Paso won’t change anything, and that I soon will be back on another flight headed to cover the next massacre. And then another. And another after that.

I have lost hope that the United States will ever pass laws that limit access to firearms. Like many parents around the country, I’ve had difficult conversations with my children in case they find themselves in a situation where someone is shooting at them. “Try to escape, hide or fight,” I tell them. “But don’t stay still. Gunmen have a lot of bullets, but not patience.”

Ramos’ one-track mind when it comes to gun control is a matter of record. Not long after a deranged Bernie Sanders supporter shot up a baseball field full of Republican congressmen, Ramos simplistically smeared lawful gun owners by bleating out that he didn’t understand why duck hunters needed “weapons of war.”

But it appears that Hispanics aren’t listening to the nation’s alleged Voice of Hispanics, and are taking charge of their own self-defense. As Reuters reports:

The vast majority of people at the (concealed carry permit) classes were Hispanic; El Paso is a predominantly Latino city. Police say the accused gunman deliberately attacked Hispanics in the Walmart.Michael McIntyre, general manager of Gun Central, one of the largest gun shops in El Paso and the host of the class, on Friday said his store tallied double the usual number of sales in the week following the attack, something that did not happen after previous mass shootings in Texas.

As with other issues, it appears that Ramos’ intended demographic has tuned him out.

NB Daily MRC Latino El Paso/Dayton shootings Guns Univision Texas Journalistic Issues Government & Press Jorge Ramos
Jorge Ramos vuelve a pregonar el control de armas

Con el horrendo tiroteo en El Paso, Texas de trasfondo el presentador del Noticiero Univision Jorge Ramos renueva su llamado por un control de armas.

Esta es la forma en que Ramos cerró una edición reciente del semanario político Al Punto: con el consabido llamado a mayores restricciones en el porte y tenencia de armas en los Estados Unidos:

 

align:center]

 

JORGE RAMOS, PRESENTADOR, AL PUNTO: : Así que esto es lo que hay que hacer si usted, desafortunadamente, se encuentra en medio de un tiroteo. Pero la cuestión política es la siguiente: Cuando se suma la presencia de armas de fuego y hay más armas que personas en los Estados Unidos, y eso se suma al racismo, ¿qué es lo que podemos esperar? ¿Podemos tener esperanza? La realidad es que mientras los políticos no cambien las leyes para el uso de armas en los Estados Unidos muy pronto, desafortunadamente, pero muy pronto tendremos otra masacre. Creímos que después de Sandy Hook las cosas iban a cambiar, no cambiaron. Después de Columbine, tampoco cambiaron. Después de Parkland, no cambiaron y muchos tememos que, después de El Paso, nada, absolutamente nada vaya a cambiar.

El tiempo de esta editorialización de Ramos es interesante por demás en que llega después de un segmento sobre qué hacer en caso de encontrarse en un tiroteo, el cuál cerró con énfasis especial en pelear por la vida propia. Y por supuesto, Ramos viene y pide un desarme de aquellos que se defenderían a sí mismos y a sus seres queridos. Esta línes de argumento la vemos también en la columna de opinión de Ramos en el New York Times, titulada Temo que las muertes en El Paso no cambien nada:


A golpes se me ha esfumado la esperanza de que Estados Unidos controle y limite el uso de armas. Ya perdí la cuenta de todas las masacres que he cubierto como periodista. Después de cada matanza —Columbine, Sandy Hook, Las Vegas, Parkland— creí que habíamos llegado al límite. Pero no fue así. Temo que las muertes en El Paso no cambien nada. Y que pronto tenga que subirme a otro avión para cubrir la siguiente masacre y la siguiente y la siguiente. Como padre, ya tuve esa difícil conversación con mis hijos: si les toca un tiroteo —les dije— traten de escapar, escóndanse o peleen. Pero no se queden inmóviles. Los pistoleros van cargados de balas, no de paciencia.

El sesgo e intransigencia de Ramos en cuanto al tema de las armas es cuestión de récord. Poco después de que un seguidor desquiciado de Bernie Sanders tiroteara un terreno de béisbol lleno de congresistas republicanos, Ramos difamó a los dueños de armas con un vídeo editorial en el cuál vino con la cantaleta de que no entendía por qué los cazadores de patos necesitaban “armas de guerra”. 

Pero tal parece que los hispanos no están escuchando a la supuesta voz de los hispanos, y están tomando control de su defensa personal. Según reportan Telemundo y Reuters:

Michael McIntyre, administrador de Gun Central, una de las tiendas de armas más grandes e El Paso, donde también se ofrecen las clases, había dicho el pasado viernes que su establecimiento alcanzó el doble del número habitual de ventas en la semana posterior al ataque, algo que no sucedió después de otros tiroteos masivos en Texas.

La mayoría de las armas vendidas fueron pistolas, las cuales se pueden atar a un tobillo u hombro debajo de la ropa.

"Tengo más de 50 para esta clase del sábado [9 de agosto] y aproximadamente la misma cantidad para la clase del domingo, y normalmente tengo aproximadamente siete", ha afirmado McIntyre.

"En realidad, tuvimos dos personas comprando armas aquí que estaban en Walmart el día del tiroteo. Las otras personas solo dicen: ‘Oigan, saben que quiero poder protegerme en caso de que algo suceda’", ha agregado.

Al igual que con otros temas tal parece que, en cuanto a las armas se refiere, el público de Ramos no le hace caso.

Sign Up for MRC Newsletters!

Jorge Bonilla's picture


Sponsored Links